Lares: “Con la práctica del baloncesto y otras disciplinas se pueden conseguir infinidades de metas”

_S2A0172.jpg

La trayectoria de Elvis Lares lo llevó a entrenar junto al atleta venezolano Néstor Salazar mejor conocido como “Mamá Osa

Creció con el ejemplo e inspiración del jugador profesional Kobe Bryant. Siguiendo sus pasos para convertirse en el mejor lanzador de baloncesto, Elvis Lares, compañero de la Vicepresidencia de Administración, inició hace varios años su pasión por esta disciplina que lo ayudó a conseguir incontables logros, que marcaron su crecimiento personal y profesional.

A los 8 años de edad comenzó las prácticas deportivas en la parroquia El Valle, en Caracas. Para el año 2001, aproximadamente, por su constancia, esfuerzo, empeño y convicción, entrenó junto al reconocido atleta venezolano Néstor Salazar, mejor conocido como “Mamá Osa”.

Logró un pase para representar al estado Monagas junto a la selección de básquet Guaiqueríes de Margarita. Aunque esto representaba un nuevo reto para Elvis, el hecho de distanciarse de sus seres queridos fue un proceso severo para él. “Fueron seis meses que estuve practicando en esa entidad y fue duro para mí, porque jamás me había alejado tanto tiempo de mi madre y familia”, recordó.

Con este nuevo triunfo se sumaron otros que cada día más lo convencieron de continuar ejerciendo el baloncesto como su profesión. En el 2009 participó en la Liga Nacional de Baloncesto con los Tiburones de Vargas. “Fue un gran aprendizaje y una maravillosa experiencia que llenó de orgullo a mi madre y a toda mi familia”, sostuvo.

Su trayectoria lo llevo a obtener reconocimientos que lo motivaron a continuar con sus planes deportivos. Obtuvo condecoraciones por destacarse como el jugador más valioso y el mejor campeón cesta.“En los torneos que participaba a nivel local, mis equipos conseguían la victoria”, señaló emocionado.

La actividad física o el deporte se convirtió para nuestro compañero en su centro armónico y en un acto imprescindible para su evolución emocional, pues reforzó su educación, valores y actitud empática. “Te olvidas de todo lo malo, es un momento de relajación, te enfocas en lograr tus metas y conseguir tu norte”, indicó al describir lo que siente cuando juega básquet.

El apoyo incondicional de su madre, lo ha motivado a orientar a la nueva generación que se forma en su localidad de origen, organizando eventos deportivos que intentan minimizar el ocio de la juventud en general. Además, su intención es recuperar los espacios de su sector para transformarlos en lugares de paz, cultura y sano entretenimiento.

“Mi visión es demostrar que con el baloncesto y otras disciplinas se pueden conseguir infinidades de metas, pero también quiero ayudar a esos jóvenes que por circunstancias de la vida han tomado malas decisiones. Con la organización de torneos también homenajeamos a los compañeros que se han marchado de este mundo terrenal”, explicó.

El compañero, al ser promotor del deporte, aplaudió el patrocinio de nuestra institución financiera con la Fundación “Mimou” Vargas, que organizó el Torneo de Baloncesto de Calle, para el disfrute de la población que reside en las barriadas caraqueñas.

“Fue una buena iniciativa, porque ellos visitaron varias parroquias de Caracas y eso es un buen impulso para la juventud, esto permite que se alejen de los malos pasos”, destacó.

Asimismo, reconoció el esfuerzo que realiza el Banco Bicentenario para promover e incentivar encuentros de recreación y actividad física para sus trabajadores y trabajadoras, pues a su juicio, es vital para el desempeño laboral. “Estas actividades en el banco también contribuyen para que nos desestresemos, porque no todo el tiempo es trabajo”, detalló.

Por otra parte, Elvis, consideró que es valioso el acompañamiento emocional de tus seres queridos para disfrutar de las exigencias deportivas. “Es bueno que los padres acompañen al joven o la niño en su evolución con el deporte. eso los motiva a conseguir un mejor desempeño”, aconsejó.

“Es de suma importancia que siendo padres o representantes, orientemos a los más pequeños de la casa a practicar alguna disciplina deportiva, tomando en cuenta los múltiples beneficios que conlleva, que van desde la fácil integración, hasta el desarrollo físico y mental”, concluyó.

Elvis Lares es un ejemplo de que el deporte es una fuerza que mueve al mundo, que contribuye a unir razas, idiomas y culturas. Quien lo practica, como él nos confesó, se aparta de los vicios, adquiere disciplina y la satisfacción de lograr metas individuales y comunes.

_S2A0169.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s